m











aprendices
no solo de ser adultos
sino de eso que duele
y no tiene remedio
de eso que atraviesa los músculos
y es ácido
y hace el ruido de una pizarra


nos buscamos en los otros
en habitaciones numerales
en cestos donde arracimas toallas


soportamos
matrimonios de once meses
engaños de mínimas distancias


acabemos


ha sido demasiado el hilo de la adolescencia
demasiado esperar a que salieras en ropa interior a recibirme
demasiado palparnos en ese trío
y en esa promesa


acabemos





4 comentarios:

Sarco Lange dijo...

Ya estaba acabado.

Bs.

Anouk A. dijo...

Genial el poema!
Abrazos

el andrei dijo...

Auch

Anónimo dijo...

Magnífico

Elefante
,,
costasinmarcostasinmar