24 de agosto Parte uno: ciudad sin fotografías


Me convertí en adulto cuando decidí no compartir mis obsesiones.

Tengo 34 años. Sería igual escribir 62, 87.


Desde hace cinco trabajo en esta oficina. Investigo y en muy pocas ocasiones respondo los casos que llenan mi escritorio. Asuntos de Organizaciones Civiles que turnan sólo para dar trámite, para hacer una resistencia invisible. Antes trabajaba en la universidad. El cambio fue de escritorio y de dirección pues aquí también hay papeles que nadie leyó y que a nadie le interesan. Llevo meses durmiendo más de doce horas. No tengo celular, televisión. No leo el periódico. De internet sólo me interesa youtube; porque allí está el último resquicio de mi juventud que no he aniquilado. Ahora mismo escucho una canción que suena vieja.


Sobre el escritorio hay una placa de plástico: Lic. Mario S.


---


A las once con cuatro de la mañana, después del café, la fotografía de un expediente me llama la atención. (Ahora que he decidido anotar todo lo que sucede me siento un poco como un personaje de Amelié). El caso es de una tal Alondra M. que sufrió un ataque de su esposo (en la declaración se describe así el momento: "mi marido me persiguió por el cuarto, por el comedor y por el baño con una plancha; al darme alcance me golpeó en el rostro"). El reporte pericial indica fractura. A pesar de esto el resolutivo de los tribunales fue no ejercer acción penal contra el hombre, un tal Armando Posada.


Son las cinco con treinta y ocho minutos de la tarde. He leído completo el expediente. Existen ciertas irregularidades. Mañana intentaré comunicarme con la víctima, con la señorita Alondra M.

---

Quiero dejar por escrito que uno está solo porque en algún momento sintió asco.

6 comentarios:

las incisiones del ave muestran: dijo...

Gracias por las lindas palabras, dharma, dharma, dharma .
Mi respuesta: http://laalondradiseccionadaanteelescrutinio.blogspot.com/2008/12/respuesta-al-ilustre-poeta-jorge-posada.html

Alondra Santamaría

costa sin mar dijo...

tin tin tin

costa sin mar dijo...

Advertencia:

Los lugares, las personas, los diálogos, las tramas que suceden en este blog son ficticios.

dèbora hadaza dijo...

uno esta solo porque en algun momento sintió asco...

o quiza algo mas que asco

dèbora hadaza dijo...

jaja esta medio enfermo dar click y ver las fotos, y mas enfermo aun que en lugar de una plancha salga un sin fin de codigos y mas aun saber q tu tambien enloqueces melancolicamente con radiohead, y...

no eres un adulto :D

javier moro dijo...

La intensidad de una vida desolda: frío, abandono. Una historia que conmueve porque no pasa nada. nada se mueve, todo es penumbra. Algo más que silencio.
Me gusta.

Un saludo. Oye esperamos poesía tuya para Palabrasmalditas.net. Para cuando? Espero que sea pronto. El greñas tiene mi mail.

Elefante
,,
costasinmarcostasinmar